Preguntas Frecuentes

El aceite de CBD se toma por vía oral en la mayoría de los casos, funciona mejor si lo colocas debajo de la lengua y lo dejas un minuto antes de tragar, esta forma se llama vía sublingual, el medicamento puede ser absorbido rápidamente a través de la mucosa oral y va directo a la sangre.

La absorción es más rápida ya que se produce a través de los capilares de la parte inferior de la lengua y una vez absorbido el aceite, pasa directamente a la circulación sanguínea.

El periodo de latencia es rápido, la toma por vía sublingual presenta otras ventajas como una buena tolerancia, no es una técnica invasiva y evita el tránsito por el tracto gastrointestinal inferior y el sistema portal.

No se requiere específicamente tomar el aceite acompañado de comida, pero para los consumidores que les gusta el sabor del aceite, esta puede ser una alternativa.

Otra opción en inhalar a través de un vaporizador especial para aceite de CBD, mediante el cual el aceite se evapora y solo la sustancia activa pura se absorbe a través de los pulmones. También están disponibles líquidos CBD que pueden ser consumidos a través de los e-cigarrillos.

El CBD puede afectar a las personas de manera diferente, todos deben descubrir la cantidad óptima, ya que cada cuerpo responde de una manera diferente, además también hay que tener en cuenta la naturaleza de la dolencia o malestar para el que toma el aceite de CBD. Siempre es recomendable comenzar con una dosi más baja y, si es necesario, aumentarla.

Los fabricantes recomiendan a menudo la ingesta de 3 veces al día, 3-4 gotas, también preste atención a la concentración que presenta el aceite de CBD, ya que esto podría modificar el número de gotas y la cantidad de veces que se toma al día.

Algunas veces el CBD presenta una reacción inmediatamente, a veces después de varias horas, días o semanas, también es posible que no haya un efecto terapéutico positivo. Pero siempre recomendamos consultar con un médico o especialista para que pueda realizar un seguimiento.

No debe consumirse si esta en estado de embarazo, ni durante el periodo de lactancia.

Te podemos decir que el sistema endocannabinoides o SEC, es el encargado de realizar funciones vitales como regular la temperatura corporal, mantener estable los niveles de glucosa, regular la frecuencia respiratoria, así como la presión arterial, entre otros.

A pesar de que los principales receptores endocannabinoides son el CB1 y el CB2, existen otros sumamente importantes para que se puedan cumplir de manera correcta todos los procesos asociados al SEC, entre ellos está el 5HT1A. Este receptor se encarga de excitar o inhibir neurotransmisores como el glutamato y la glutamina, así como también hormonas producidas por el hipotálamo, la glándula suprarrenal, glándulas mamarias y algunas otras, regulando diversos procesos realizados por estas.

El receptor TRPV1 se activa con la Anandamida, un endocannabinoide del cual los estudios han demostrado que se relaciona con el hambre, el sueño y la disminución del dolor, así como también tiene un desempeño importante en el desarrollo del embrión humano.

Según algunos científicos, se cree que el GPR55 es un desencadenante de las crisis epilépticas, así como también se tiene fuerte evidencia de que este es un proliferador de las células cancerígenas de cualquier tipo, sin embargo, en el tema de la epilepsia aun no se tienen suficientes evidencias de que este sea uno de los causantes de las crisis, es por ello que científicos de todo el mundo lo tienen aún bajo el microscopio.

Hoy en día son muchos los estudios que se realizan para comprender los efectos de los cannabinoides, en especial enfatizando en investigaciones basadas en los efectos producidos por el Cannabidiol, este compuesto cannábico demuestra día tras día que es un tratamiento eficaz para muchas enfermedades debido a la forma en la que actúa con los diferentes receptores del cuerpo.

A %d blogueros les gusta esto: